Sin categoría

BITÁCORA DE UN EMBARAZO Part. 2

SÉPTIMA  SEMANA

Michel se puso contento, a decir verdad no me lo imaginaba, pues les comentaba que no era como que deseara un hijo, pero tampoco le desagradaba la idea. Se puso muy contento, esa mirada y esa cara que hace cuando de verdad le conmueve algo, esa hizo.

Lo único que me pidió fue no decir nada, hasta que fuéramos al ginecólogo el lunes, para tener todo más claro.

Claramente eso no pasó, estaba tan contenta que quería gritarlo, y comencé a mandar las fotos a mis amigos y amigas por Whatsapp, nos felicitaron y bueno ese día yo dormí con una sonrisa en la cara seguramente.

  • DOMINGO 23 DE SEPTIEMBRE

Regina sigue durmiendo con nosotros, supongo tengo que comenzar a pasarla a su recamara por aquello de las patadas voladoras que a veces nos lanza en la cama.

Ese día al despertarla le comentamos de su nuevo papel de hermana mayor. En ese momento me sentí un poco mal por ella, pues es un cambio que no todos los niños lo toma de la mejor manera, además dejaría de ser hija única. Pero Regina lo tomo de la mejor manera, se puso muy contenta y empezó a hacernos preguntas: ¿Dónde está?, ¿Cómo saldrá? No le quiero crear falsas expectativas diciendo  que tendrá un hermanito para que juegue, porque sabemos que los primeros meses no será así, entonces la aterrice un poquito y le comente que sería la hermana mayor y me podría ayudar a cambia a su hermano, a bañarlo, y a calmarlo cuando llorara. Hasta la fecha sigue fascinada, le he mostrado fotos de cuando yo estaba embrazada de ella y vídeos de cómo crece un bebe en el vientre y de cómo es un parto, esta interesadísima por el tema.

Por la tarde llegaron mis papas a visitarnos, la sorpresa que también estaba planeada en mi mente para darle la noticia a los abuelos, también fallo por mi emoción, así que le dije a Regia que les diera la noticia. ¡Voy a hacer hermana mayor! Mi mamá se emocionó mucho, ella y mi papá nos  abrazaron  y nos felicitaron a los tres.

Por la tarde de ese mismo día les hice una llamada a mis papás (si tengo dos papás, pero esa es otra historia) me felicitaron y me dijeron que me cuidara mucho. Ese mismo día se enteraron mis suegros, mi suegra me abrazo y se le llenaron sus ojos de lágrimas.

  • LUNES 24 DE SEPTIEMBRE

En camino al ginecólogo recibí una llamada de su consultorio, cancelando la cita ya que había tenido un contra tiempo el doctor, así que decidimos ir a la clínica donde Regina nació a que me checara un doctor general, por aquello de mi incomodidad en las vías urinarias.

Me realizo un ultrasonido, donde solo pudo ver mi vejiga muy hinchada y en efecto confirmo la infección en las vías urinarias. Del embarazo me dijo que aún no se veía nada, pero por las medidas de mi útero al parecer mi cuerpo se estaba preparando para una gestación, me indicio que nos esperáramos dos semanas para poder hacer un estudio y ver todo con más precisión.

Comento que al salir la prueba positiva, el ovulo estaba fecundado, tendríamos que esperar a que bajara al útero, esa explicación me dejo muy confundida, ¿Cómo? ¿Estoy o no estoy embarazada?, y me dijo que había que esperar ya que el óvulo fecundado podía quedarse en alguna trompa o simplemente no llegar a mi útero y me llegaría mi periodo.

Esa explicación me bajoneo mucho, pero estoy segura por cómo me siento estoy embarazadísima.

CONTINUARA.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s